SWM RS 300 R

Nuevo producto

En la gama RS-R de SWM, encontramos realmente su producto más endurero, de hecho, la actual RS 300R es muy similar a la conocida Husqvarna TE 310, fabricada en su última versión por BMW.

Más detalles

5 950,00 € impuestos inc.

-500,00 €

6 450,00 € impuestos inc.

Más

Estrena una nueva gráfica mucho más actualizada, dejando de lado la primera serie, que imitaba la línea vintage de los años 70. El color rojo ahora domina en la estrecha y minimalistas carrocería, con el inmenso logo de SWM en blanco, con un depósito negro de 7,2 litros de capacidad, junto a un asiento largo, estrecho y con un mullido tirando a duro.

Para la suspensión, en este caso se confía en el eficiente material Kayaba, tanto la horquilla invertida de cartucho abierto, con barras de 47 mm y regulable en compresión, rebote y precarga del muelle, así como en la parte trasera, que encontramos un sistema de bieletas, junto con un monoamortiguador “Soft Damp” monoshock, regulable, que como veremos, aunque no es el material mas actual de la marca japonesa, sí se consigue un adecuado equilibrio, tanto para uso recreacional, como de conducción deportiva. Comentar que el material Kayaba nos permite fácilmente mejorar su comportamiento a través de un preparador especialista.

En busca de una buena frenada, se confía en el material de Brembo, con pinza, bombín y disco delantero macizo flotante de 260mm y un disco trasero flotante de 240mm del mismo fabricante italiano. Para la protección de la bomba, encontramos un pequeño protector en plástico.

Respecto a las ruedas, vemos el montaje de unas llantas de aluminio, junto con unos eficaces neumáticos Michelin Enduro, el delantero de 90/90/21 y el trasero 140/80/18.

Además de la parte ciclo, el propulsor de la RS 300R, también emplea el reconocido motor 300cc ya visto en la anterior etapa de Husqvarna usado hasta el 2009. Un compacto y pequeño monocilíndrico de 4 tiempos, con una cilindrada de 297,6cc, refrigerado por líquido, y lubrificado con cárter seco, dos bombas y un filtro de cartucho, tipo carrera corta, todo ello, alimentado por la inyección electrónica MikuniD42 y encendido optimizado.

En el momento de cambiar de velocidad, nos encontramos con un embrague tipo hidráulico multidisco en baño de aceite, cuya bomba y maneta nos recuerdan a la magura, consiguiendo un tacto y precisión adecuados. La caja de cambios con seis velocidades, las primeras cortas y las restantes más largas, le aportan un escalonamiento correcto, aprovechando todo el potencial del motor. La tapa de la culata destaca en un racing color rojo.

Algunas piezas del motor y de otros componentes se fabrican en distintos lugares, como en China, lógicamente para reducir los costes y conseguir una muy buena relación, prestaciones, equipamiento y precio.

En el momento que ponemos en marcha el motor, por cierto únicamente con botón eléctrico, deberemos girar la llave de contacto, instalada junto al panel. Cuando la inyección se carga, este arranca sin problema, pero si abusamos del encendido y en caliente, sin esperarnos a que esta realice su reset, no arrancará.

Willymotor, 20 años de experiencia avalan nuestra profesionalidad y servicio.